Sostenibilidad

De Wiki_MZE_2012
Saltar a: navegación, buscar

Cuando pensamos en sostenibilidad, frecuentemente pensamos en durabilidad, longevidad y respeto por el medio ambiente. En general, una práctica sustentable es una práctica que toma en consideración la salud a futuro. Sin embargo esta idea no es exclusiva del mundo físico o material, también se aplica al pensamiento, creencias, así como a la conducta humana y a la sociedad como un todo.


Una práctica no sustentable consiste en un desequilibrio de efecto negativo, el cual, a lo largo del tiempo, afectará adversamente a una persona, a la sociedad y/o el medio ambiente. Un caso típico es nuestro actual uso del petróleo como medio de energía. Este puede ser considerado como no sustentable debido al hecho de que el petróleo es prácticamente no renovable y, cuando es quemado, daña al medio ambiente. Cualquier práctica que cause un agotamiento irreversible de recursos o una contaminación ambiental a largo tiempo es una práctica no sustentable.


De la misma forma, si una compañía en particular produce grandes cantidades de desperdicios durante la producción, contaminando al medio ambiente, esto será considerado también una práctica no sustentable, sin importar lo que estén produciendo.


De manera similar, si los materiales o los conocimientos utilizados en la producción de un determinado producto no son de la mejor calidad conocida, muy seguido la integridad de ese producto estará comprometida inherentemente, conduciendo a una eventual creación de más desperdicio cuando el producto falle o se vuelva obsoleto. Dado nuestro actual sistema de ganancias, la mayoría de los productos están hechos con alguna debilidad, debido a la necesidad de competir en el mercado. En otras palabras, si dos compañías están compitiendo en la creación al algún producto, ambos necesitarán ser estratégicos en los materiales y en los diseños usados, en muchos casos comprometerán la calidad por ofrecer el menor precio. El resultado es un producto que se rompe mucho más rápido que un producto al que se le ha dado el mejor cuidado y la mejor calidad a los componentes materiales.


Esto no pasa en nuestro sistema por dos razones: 1) Si una compañía quiere usar el mejor diseño conocido y los mejores materiales, ellos tendrán una producción más costosa y perderán competitividad; 2) Si los productos fueran hechos para durar extensos periodos de tiempo, la gente no tendría necesidad de reemplazarlos repetidamente, actualizar o repararlos frecuentemente, y una gran cantidad de revendedores y trabajos se perderían en la industria a gran escala, desacelerando la economía.


Esto es, por supuesto, insustentable por definición, ya que la inherente ineficiencia del sistema económico eventualmente crea multiplicidades innecesarias, desperdicio y contaminación.


Y esto nos lleva a mantener ideologías insostenibles.


Una ideología insostenible es una que de manera inherente conduce a una persona o a un grupo a prácticas insostenibles. Por ejemplo, la razón por la que una planta de producción pueda usar materiales deficientes para crear productos no sustentables, mientras al mismo desecha cantidades desproporcionadas de desperdicios, es realmente el resultado de una gran fuerza, conocido como el monetarismo o Sistema de ganancias. En un Sistema de ganancias, no hay recompensa por la sostenibilidad, ya que el sistema está construido sobre la competencia y la regeneración. En tal circunstancia, la sostenibilidad está en un segundo plano con respecto a la ganancia, ya que la supervivencia de una compañía está basada en la ganancia, y la ganancia está basada en parte sobre la reducción de costos y el crecimiento del ingreso. Por lo tanto, las prácticas insostenibles que existen en todas las industrias son el resultado de un defecto subyacente en la misma estructura ideológica de la economía.


En teoría, la mayoría estará de acuerdo que tener una abundancia de recursos, junto con productos que están hechos con los materiales más durables para una máxima sostenibilidad y eficiencia, es una cosa buena. Sin embargo, estas nociones no son recompensadas en nuestro actual mundo del sistema monetario. Lo que es recompensado es la escasez. La escasez y la obsolescencia planificada son recompensadas en el corto plazo porque crea una "rotación" de la ganancia, mientras también crea más trabajos al mismo. Tristemente, esta "ganancia a corto plazo" se da a cambio de una "destrucción a largo plazo".


El sistema de libre empresa, conjuntamente con otros subgrupos, como el comunismo, socialismo y el fascismo son ideologías no sustentables porque se han construido dentro del sistema propenso al abuso ambiental y social. De manera más clara, un mundo que está en competencia consigo mismo por trabajo, recursos y supervivencia es un sistema no sustentable en sí mismo, por su falta de una conciencia externa.


Entonces ¿Qué es una ideología sostenible?


Si bien esta pregunta siempre generará nuevas respuestas a medida que la evolución humana continúe, actualmente tenemos un concepto llamado el método científico. Simplemente, el método científico es el proceso de investigación por el cual, a través de los métodos más modernos de aprendizaje, medición, prueba y experimentación, trabaja para demostrar la validez de un entendimiento en particular o una posible solución a un problema en particular.


Un ejemplo sería el problema con un automóvil. Si tu automóvil no enciende, empezarías una búsqueda, basada en la lógica, para encontrar la fuente del problema. La lógica guiará tu atención, como empezar con cuanta gasolina cuenta el carro, moviendo hacia delante el mecanismo de encendido, etc. Este es el método científico aplicado a la solución de un problema. Un método no científico aplicado a tal problema caerá bajo la categoría de irracional. Por ejemplo, si tu carro no enciende, sería irracional empezar a ver las llantas, ya que las llantas no tienen nada que ver con los mecanismos asociados al problema.


Lamentablemente, nuestro enfoque para la operación social en general no posee una metodología o lógica, y está más bien sumergido en la tradición, superstición y modos de actuar anticuados. Un enfoque científico para la sociedad, usando la lógica y la razón para valorar y reaccionar a los problemas sociales tendría un movimiento natural hacia la sostenibilidad, ya que nada puede ser aislado o desestimado con tal enfoque. En otras palabras, debemos de dejar de ver al mundo a través de las persianas de los sistemas y las ideologías que se han formado en el pasado, y comenzar a ver al mundo de la manera más amplia y sin prejuicios. El único medio que es capaz de apoyar este enfoque, es la ciencia, y los dones de la ciencia se han demostrado válidos incuestionablemente. Por lo tanto, es tiempo que utilicemos el método de la ciencia en nuestro enfoque social.


Un rápido vistazo a los modos de operación usados en el mundo actual refleja una total negligencia, falta de razón, lógica y aplicación científica. Nuestras estructuras económicas están basadas en medios de intercambio y valores que poco tienen que ver con la realidad y los recursos verdaderos. La religión continúa predicando visiones del mundo que han sido ampliamente superados por el progresivo pensamiento científico. Nuestro sistema laboral está configurado de cierta manera en que la gente es "empleada" con el único objetivo de ganar dinero para sobrevivir, mientras que la actual contribución que estas ocupaciones dan a la sociedad son muy sospechosas, mostrando que los "trabajos" a menudo existen simplemente para mantener a la gente "haciendo algo" con al objetivo de vivir y apoyar la estructura económica. Este es un desperdicio de vida humana…


Hay muchos, muchos aspectos que señalan que nuestras actuales instituciones sociales no son sustentables. Para resumir este problema, nuestra vida en la tierra tiene que tener una premisa fundamental a la que nuestra operación se refiera. La premisa tiene que ser lo más empírica posible, y no basada e nuestra opinión o proyección. Desde una perspectiva científica, vemos que los recursos y la creatividad humana son las cuestiones más importantes. Inteligencia humana y la conciencia, a la par con una administración y uso inteligente de los recursos del planeta son realmente los dos únicos problemas de fondo. Lo demás es construido sobre ellos. Por lo tanto, necesitamos generar un enfoque que maximice la educación, la tecnología y la administración de los recursos.


Hasta que esto sea hecho, la sostenibilidad estará en riesgo. Este es el objetivo del Proyecto Venus y del Movimiento Zeitgeist.

Herramientas personales
Espacios de nombres

Variantes
Acciones
Navegación
Herramientas